Cyberspace

Gadgets y Tecnologia

Buscar alternativas o adaptarnos a lo que tenemos



Imagen

Hoy ha llegado a mí una aplicación de teclado gracias a la lectura del blog HackReset. Se trata de Fleksy, un teclado muy usable tanto para Android como para iOS. Si queréis saber más leed este artículo:

http://hackreset.com/2013/12/fleksy-un-teclado-interesante-para-android-e-ios/

Tras leer el artículo me he visto obligado a bajarme el teclado para probarlo y de hecho ahora mismo estoy escribiendo con él. Mi primera impresión es que resulta muy útil y rápido pero requiere un pequeño aprendizaje y por ese motivo me he decidido a escribir esto.

Cuando estaba en Android yo era capaz de personalizar muchas cosas como hacer accesos directos a funciones mediante gestos y cosas por el estilo. Esto me parecía lo más eficiente, pero tras probar una cosa que iba bien encontraba otra que iba mejor y me ponía con ella. Así estaba siempre, modificándolo todo y no dejando que nada profundizara en mí. Por lo contrario mi mujer con un iPhone y un iPad volaba haciendo uso de las “limitadas” opciones de iOS 6. Eso me llevó a intentar imitarla desde Android. La idea era usar lo que se me ofrecía completándolo con lo que echara en falta, pero sin repetir aplicaciones y sin cambiarlas, para profundizar en ellas y convertirlas en intuitivas. He de decir que no conseguí nada. En mi opinión Android ofrece demasiado para obviarlo y no fui constante en mi empresa.

Poco a poco me fui fijando en la gente que me rodeaba usando iOS y veía lo mismo. Todo lo hacían de modo automático, sin pensar, dando más pasos para una misma cosa, pero de manera más rápida de lo que yo podía hacerlo con ayuda de los atajos. Esto me hizo recordar a un Maestro de Kung Fu que tuve y que decía que teníamos que hacer los movimientos correctamente y, una vez los supiéramos hacer, repetirlos un millón de veces para que se grabaran en nosotros y así no necesitar pensar para hacerlos. Un reflejo es más rápido que la mente. Por eso estoy probando este teclado pero no lo usare. Veo que para escribir este texto se me han planteado varios problemas con acentos, puntos que no consigo poner donde he querido, etc, no compensando así las bondades que me ofrece.

Como me aconsejó mi maestro, repetiré con mi teclado hasta convertirlo en parte de mí, y así daré sentido a mi paso a iOS.

En ningún momento digo que lo que estoy haciendo sea lo mejor, pero es la razón de mi vuelta al iPhone. Busco una experiencia que no encontraré si voy dando saltos de una aplicación a otra. Pero ese es solo el camino que yo quiero caminar.

Vosotros, ¿qué camino escogéis?

¡Un saludo y gracias por leerme!

Escriba un comentario